¿Todos los cubanos podremos cambiar la mentalidad?

Por: Jorge Luis Torres Marrero.

¿La sociedad cubana actual necesita un cambio de mentalidad para seguir avanzado en las políticas de desarrollo económico y social? ¿Manteniendo la confianza en nuestro proyecto socialista y convencer al mundo que es alternativa salvadora de la humanidad?

A tono con las transformaciones que se vienen implementando, la Asociación Hermanos Saiz propició un debate con el tema: ¿Es posible cambiar de mentalidad? Entre los panelistas estuvo presente el destacado psicólogo Manuel Calviño quien luego de diversas reflexiones concluyó que el cambio es política e intención gubernamental desde hace varios años y que en la coyuntura  contemporánea es vital retomarla.

Depende de muchos factores que complejizan el asunto, desde las condiciones económicas hasta la toma de conciencia de por qué es necesario cambiar. Quien crea que la Cuba de hoy está bien, difícilmente pueda interiorizar la urgencia de las transformaciones, su divorcio con la realidad del cubano promedio será tanto desde el punto de vista material como espiritual.

Se suman las huellas del sistema burocrático estalinista y es elemento importante a la hora de valorar la factibilidad de ese cambio en muchos funcionarios del país, cuyas actitudes arcaicas “entorpecen” procesos productivos, políticos y culturales.

Reconocer la participación  es elemento clave, señaló el profesor Calviño y enfatizó: “los cubanos no sabemos ser participativos, a eso le agregaría la necesidad de la horizontalidad como premisa para la construcción social. Tanto la falta de participación en las decisiones como la verticalidad son rezagos del capitalismo que los soviéticos y nosotros mantuvimos por muchos años constituyendo fuertes limitantes a la democracia real del país, si los eliminamos podremos esbozar un proyecto político mejor que contribuya al bien común“.

El cambio de mentalidad es un proceso que no es tan sencillo como la negación de la mentalidad anterior. Quedan preguntas por responder al respecto: ¿Todos pueden cambiar de mentalidad? ¿De qué depende esto? ¿No existe también el peligro de que las personas a las que está dirigido el cambio, secuestren este proceso?

Me atrevo a añadir, que esto es tarea de intelectuales, obreros, campesinos, directivos, del pueblo en general y aunque es conocido que  el ser humano es resistente al cambio, bien vale la pena, como dice el destacado profesor de Psicología, intentarlo, pues en ello va la continuidad del Socialismo en Cuba, sistema que cambió la vida de cubanos y cubanas desde 1959. El camino está claro: pensar  por nosotros mismos, pero de manera revolucionaria y a tono con el contexto histórico actual.

Anuncios

Acerca de mambidelsur

Soy Periodista del sistema informativo de Radio ciudad del Mar, en la provincia de Cienfuegos, Cuba.
Esta entrada fue publicada en Cultura y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s